BAJAR DE PESO CAMINANDO Y TROTANDO

Bajar de peso caminando y trotando

Elegir entre caminar y trotar es opcional. Puede combinar con éxito estos tipos populares de cargas, alternándolos durante el entrenamiento y siguiendo ciertas técnicas y programas que han sido desarrollados por científicos y entrenadores durante décadas.

Tal entrenamiento también se llama entrenamiento por intervalos: se cree que ayudan a alcanzar un nivel en el que la energía se gasta al máximo, y el corazón y los vasos sanguíneos no sufren, como en una carrera normal.

El entrenamiento puede ser ejecutado en intervalos

Bueno, si tanto trotar como caminar son igualmente atractivos para usted, ¿por qué no combinarlos en el entrenamiento de intervalos? Comience con una caminata rápida, luego aumente ligeramente la velocidad antes de trotar, y luego dé todo a la máxima velocidad. Esto te ayudará a quemar grasa más rápido.

Pero, si te niegas a trotar y prefieres caminar, las calorías también se quemarán, aunque no tan activamente. Además, al caminar, las pantorrillas entrenan más y trotar fortalece las caderas y las nalgas, la espalda, el estómago y otros grupos musculares.

El proceso de pérdida de peso se activa tanto como sea posible, si durante el entrenamiento alterna la carrera con la marcha rápida normal y realiza los intervalos de “carrera” el mayor tiempo posible. Para los principiantes, esto generalmente no funciona, pero lo principal es comenzar, incluso si al principio habrá menos carrera que caminar.

La alternancia de trotar y caminar para aquellos que desean perder peso puede considerarse el mejor tipo de ejercicio aeróbico, y es por eso. Necesita quemar grasas, no carbohidratos, que el cuerpo necesita para producir energía. Mientras camina, estos procesos están alineados.

El consumo de grasas continúa activamente: la tasa de su consumo por parte del cuerpo no tiene tiempo para disminuir, pero los carbohidratos comienzan a quemarse a un ritmo menor: la energía se almacena, los músculos no se cansan y pueden trabajar por más tiempo, los movimientos permanecen elásticos y limpios.

Las reacciones bioquímicas en las células del tejido muscular también proceden de manera más eficiente al alternar entre trotar y caminar: se restablece la concentración normal de ciertas enzimas, se alivia el estrés y la “compresión”, se normaliza la circulación sanguínea y se facilitan los productos de excreción.

Programas alternos de trotar y caminar para principiantes

Las recomendaciones generales para que los principiantes usen programas alternos de trotar y caminar para bajar de peso, sugieren entrenar 2-3 veces a la semana. Se sugiere entrenar durante 15-20 minutos 2-3 veces al día, descansar durante dos días y luego repetir el entrenamiento.

La práctica ha demostrado que los entrenamientos cortos y frecuentes son más efectivos que los entrenamientos más raros y largos. Resulta que la quema de grasa dura aproximadamente 1-2 horas después de un entrenamiento, sea cual sea su duración.

¿Cómo entrenar?

Si mantiene y se mueve incorrectamente mientras corre y camina rápido, no puede obtener el resultado deseado, sino problemas musculares: esguinces, miositis, lesiones de articulaciones y ligamentos.

El cuerpo debe mantenerse en una vertical imaginaria, tratando de no desviarse de él durante el movimiento; enderezar la espalda, mantener la cabeza recta; mira hacia adelante, frente a ti, pero no debajo de tus pies o arriba.

No es necesario balancear el cuerpo hacia los lados, balancear los brazos y elevar las rodillas; dobla los codos libremente en un ángulo de 90 ° C, aprieta ligeramente las manos, relaja los hombros y baja.

No corra a grandes pasos, tratando de terminar rápidamente la brecha de “trotar“: esto puede dañar la columna vertebral. El paso debe ser medio y el pie debe caer al suelo directamente debajo de la rodilla.

Saltar y hacer movimientos bruscos tampoco debe hacerse: interrumpe el ritmo, toma energía y reduce la efectividad del entrenamiento.

Secretos del éxito

Estar comprometido en al menos un mes. Según estimaciones aproximadas, se quema 1 kg de tejido adiposo en 16 horas de funcionamiento. Por lo tanto, el período mínimo para obtener el resultado puede considerarse 4 semanas, si entrena 3 veces por semana durante aproximadamente 90 minutos al día: temprano en la mañana, en la tarde y en la noche.

El resultado deseado de perder peso se logrará más rápido si sigue una dieta equilibrada. La rigidez y la severidad son opcionales, pero si más alimentos provienen de los alimentos de los que se “queman” durante el entrenamiento, es poco probable que baje de peso.

Pero no trate con el estómago vacío: es mejor ir a caminar y caminar 1-1.5 horas después de comer.

Un sueño completo también es importante: ir a la cama, así como levantarse, es muy deseable al mismo tiempo, esto también ayuda al cuerpo a descomponer el tejido adiposo.

Según las revisiones de aquellos que pudieron cumplir con estas reglas, la pérdida rápida de peso comienza aproximadamente 1.5 meses después del inicio del entrenamiento.

¿Cuál es el resultado?

Entonces, vemos que para la promoción de la salud es igualmente útil trotar y caminar, siempre que gaste la misma cantidad de energía.

Por lo tanto, si tiene una excelente salud y resistencia y está listo para entrenar al menos 3 veces por semana, ¡Trote! Perderá esas libras adicionales más rápido, sin embargo, tendrá que hacer muchos más esfuerzos.

Si no está listo para tales cargas excesivas, entonces introduzca caminatas en su vida. Puede caminar en cualquier momento, en cualquier lugar, en cualquier clima, además, es seguro para la salud. Al hacerlo, perderá grasa sin dañar sus músculos. ¡Y no tienes que forzarte ni hacer ningún esfuerzo!

Mientras camina a un ritmo rápido, se producen cambios colosales en su cuerpo: la presión arterial se normaliza, los niveles de colesterol en la sangre disminuyen, la memoria mejora, la inmunidad y la resistencia al estrés aumentan.

Y si practica caminar a intervalos, es decir, cambia periódicamente el ritmo de movimiento, entonces las calorías se quemarán aún más rápido, incluso después del final del entrenamiento.

En cualquier caso, no importa qué tipo de actividad física elija, cumpla con la regularidad: hágalo durante 30-60 minutos al menos 3 veces por semana. ¡Y entonces el resultado no tardará en llegar! ¡Entrenamientos felices y cómodos para ti!

Comparte esto: